2011年7月21日木曜日

Agend'Ars 39


Una vez había una idea de fuente de mesa
Un momento en una aldea en el vallejo de Haute Provence
Proyectó su sombra en mi mesa también.
Una sirena linda, una y otra vez
Salta en el aire, a favor del agua del surtidor,
Y con los brazos abiertos, sonriendo, ¡splash!
Vuelve al agua profunda.
Todas las aguas se continúan tan obstinadamente
Que no hay nada que nos garantice tanta continuidad como ellas
Aquí sin donde
Se conecta con la plaza de aquella aldea sin tiempo directamente.
Hacia las profundidades del mar del sur
O hacia el mapa del agua fría
Abriendo paso entre las moléculas todas iguales
Avanzará nadando valientemente, ella,
La sirena, la sirenita, la sirena que es nada más que el agua pura.

(Una traducción tentativa por Eiko Minami)